Katherine Ender no desistirá en lucha por Malecón Tajamar

El Malecón Tajamar sigue siendo un caso que mantiene polarizado a la sociedad quintanarroense, pero que ha dividido a los grupos defensores del medio ambiente, por lo que Katherine Ender Córdova aseguró que por su parte no va a desistir de luchar por la vía legal para que no se abran los accesos a vehículos en la zona, tema que está avalado por la clausura del inmueble, según las resoluciones que se han otorgado.

Aseguró que el tema de la defensa del medio ambiente no es nada más ingresar recursos y denuncias, sino que se debe de dar un seguimiento formal a las mismas para tener los resultados favorables, como en su caso que se tiene varios recursos ganados, por lo que declaró que ha recibido amenazas y ataques hacia su persona, los cuales buscan desprestigiar el trabajo que se viene haciendo desde el 2015.

“He venido viviendo amenazas, ataques ahora de ratera, me señalan algunos personajes y muchas otras cosas más que se pueden dar, o por ejemplo, secuestradora de Tajamar, que es un término no adecuado, porque no soy secuestradora, en todo caso soy protectora de los ecosistemas y lo dice la ley en materia ambiental, los defensores de los derechos ambientales debemos de ser protegidos por el estado, no estamos siendo protegidos”, indicó.

Dijo que por tal motivo se está exigiendo al estado, a la federación y al municipio que se resguarde la integridad física de persona y de los que integran el Movimiento Social en Pro de los Derechos del Pueblo AC, porque ya son varias las veces que ha recibido amenazas.

También señaló que si las personas o algunos grupos siguen insistiendo en entrar a las vialidades internas del inmueble en vehículos, se va a exigir a las autoridades el aseguramiento legal del inmueble o que se controle el acceso hasta que se concluya el asunto legal.

“Eso lo debió haber hecho la autoridad, pero no lo hace para que se preste a este enfrentamiento entre grupos y se desvirtúe el trabajo que hemos venido defendiendo, eso es lo que no vamos a permitir, porque los asuntos legales todavía están pendientes y los tenemos nosotros aunque divaguen algunos con un amparito por allí, ojala el caso Tajamar se hubiera ganado por amparos, pero se ganó por más de mil 200 personas que interpusieron denuncias y nos resuelven el 20 de junio del 2017, esos amparos se resolvieron posteriormente, y todos en sobreseyeron, es decir, notificándoles que ya estaba un asunto resuelto, el de nosotros”, explicó.

Sobre la supuesta denuncia que se interpuso en su contra por supuestamente robar cableado eléctrico de Tajamar, dijo que no le han notificado nada, sino que se enteró por las redes sociales, por lo que van a investigar el supuesto recurso y se va a ingresar una ampliación en contra de Gerardo Solís Barreto y a Miguel Ángel Lemus.

“Todo el problema aquí es que nosotros no hemos pactado ni vamos a pactar entregar Tajamar como ya lo han hecho otras organizaciones, ese es el problema y no lo vamos a permitir, a ellos no les interesa, no tienen esto ganado, nosotros sí, y los recursos ganados que estamos solicitando ante el tribunal es para que se cumpla el parque y se haga nuestro parque”, aclaró.

Finalmente dijo que el que acusa tiene que probar, por lo que se deslindaron de los señalamientos que se presentaron en diversos medios de comunicación, tachando las denuncias como falacias, y que muy probablemente se va a defender legalmente, al igual que otras declaraciones que indican que recibe cantidades millonarias por la defensa de la zona, lo cual se negó rotundamente.

“No andaría en moto, no viviría donde vivo, andaría yo en Dubái, quizá, no andaría aquí arriesgando mi vida para defender algo que es un derecho de todos, entonces no se vale desvirtuar este trabajo de todos por intereses de algunos cuantos”, expresó.

Posteriormente, señaló que en la parte que se incendió en 2017, perteneciente a la empresa ARCA, y que se había visto una recuperación de ese predio, empezaron a notar que se estaba secando de forma muy extraña la vegetación, por lo que en investigaciones, y por encontrar animales muertos con sangre en la boca, es que determinaron que estuvieron fumigando y envenenando, por lo que ingresaran una ampliación y tomaran asuntos legales al respecto.

“Ya había hecho ampliación en PROFEPA porque la semana pasada muchos perritos que viven ahí estaban muertos sacaban sangre de la boca y otras especies, están secando el mangle, fumigan y echan veneno, desde la semana pasada lo vengo denunciando. Saben que perdieron y con el cuento de un dictamen con especialistas están preparando el terreno para que digan que no hay vida, responsabilizamos a FONATUR, gobierno federal, estatal y municipal, porque no hacen nada para evitar tanto daño”, concluyó.

AGENCIAS

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *